Para algunos el mejor dolor del mundo, para otros el gran motivo para renunciar …

Esto es así, si comienzas una rutina de entrenamiento luego de que la última vez que moviste tu cuerpo fue en una clase de educación física es normal que sientas dolor, tu cuerpo está despertando y ese dolor es la mejor señal …

Por qué el dolor?…porque su presencia nos recuerda trabajo, esfuerzo y la decisión por cambiar tu estilo de vida, tómalo como una señal de seguir avanzando…NO DEBE SER MOTIVO DE RENUNCIA!!!

Primero debemos entender el proceso por el que pasa nuestro cuerpo al momento de un entrenamiento intenso, para que los músculos obtengan la energía necesaria para realizar un ejercicio de alta intensidad, generan lo que se llama glucosis que es la vía metabólica que se encarga de oxigenar la glucosa para que esta le de energía a las células, pero una vez que el ejercicio se intensifica, la provisión de oxígeno se reduce y se produce el ácido láctico lo cual torna ácidos los músculos y nos provoca fatiga y dolor muscular.

Entre más sedentaria sea la persona tendrá menos capacidad de soportar la acidez muscular y es por eso que siente más dolor después de un entrenamiento fuerte que las personas que hacen ejercicio con regularidad.

Los músculos tienen un desgaste microscópico cada vez que los trabajamos, es por eso que necesitan aproximadamente 48 horas para recuperarse y una vez que lo hacen se vuelven más fuertes, si los ejercitáramos diario no tendrían tiempo de recuperarse y en vez de que tomaran más fuerza los estaríamos desgastando.

Pero tranquila que no es algo eterno, este dolor puede durar varios días, pero irá disminuyendo con el paso del tiempo  y mientas sigas entrenando será cada vez menor…

Importante no entrenar los mismos grupos de músculos a diario… y si debes descansar .. hazlo!! No pasa nada!!! No pierdes el trabajo realizado por descansar un día… al contrario.. vuelves con mas fuerza y ganas.

 

La imagen puede contener: 1 persona, texto